lunes, 30 de agosto de 2010

¿Por qué?


¿Por qué me dueles tanto?

cuando te me haces polvo entre las manos
y me atormentan tus silencios de mil siglos
y mis días sin tus noches,
 sin tu aliento...sin tu espacio.


¿Por qué te extraño, si te he olvidado?

si por mi calle no transitas
si de tus huellas mi senda la humedad no deja
y no recuerdo ni tu nombre,
aunque lo lleve tatuado en mis venas.


¿Por qué sigues aquí en mi pecho?

ahogado entre suspiros quietos
llenando el espacio donde  no siento
donde eres humo, eres viento
y eres mío aunque no quiero.

¿Por qué ...dime por qué te quiero tanto?

si me dueles
si te he olvidado
si eres polvo entre mis manos
si contra mi misma ya no puedo


y te amo tanto... tanto... tanto.
.
.
.
.
.
.

jueves, 19 de agosto de 2010

Ya no




Tomé lo que quedaba de mi...



mis sonrisas que te encantaban, las quinientas caricias que no te di, guardé una por una todas las lágrimas insolentes que se me escapaban cuando marchabas; tomé las noches a tu lado, los sueños llenos de insomnio, las treinta y tres mil veces que te dije “TE AMO”, tus besos agridulces, mi adicción a tu piel, nuestro vocabulario, el timbre de tu voz que mordia mis ansias de tenerte, el aroma de mi cabello entre tus manos ... guardé todos nuestros momentos pausados que el reloj no volverá a marcar jamás.



Junté cada frase
con mis manos que hoy se escapan de ti
aunque te anhelen tanto.
Ya no veras mis ojos tristes,
ya no besare tus labios.

 No puedo quedarme
(y es que muero por hacerlo)
si estas sin estar conmigo,
si hoy tu amor carece de sentido.


No puedo perderme a mi 
tratando de encontrarte a ti.

   
 Ya no puedo...
.
.
.
.


lunes, 16 de agosto de 2010

El juramento



Ella lo espera ...

él volverá

en un unicornio de roció bañado,

en una noche de mil lunas llenas.

Guardado fue ese juramento

que en hojas de añil tatuaron,

haciendo de dos un sólo corazón.

Mientras hoy teje estrellas,

y con sus manos pinta la luna nueva,

en sus sueños lo inventa, lo recuerda.


Es la hora, el minuto acordado,

ella busca... ella espera,

sus oídos quietos aguardan el trote

que traiga a sus brazos el corazón

que un día partió.

No, no es él ...

fue el viento,

fue la noche

pero...

no importa

en sus ojos de miel aún brilla la esperanza,

en sus cabellos de plata aún se ondula la ilusión.

Él volverá, ella lo sabe

esperará, esperará

mil lunas nuevas,

mil noches más.

Toda una vida...



una eternidad.
.
.
.
.
.

.
A tu dulce corazón que espera, que ama, que sueña ... porque en la eternidad él aguarda por ti.
                                                                                          A ti querida amiga
.
.
.

domingo, 8 de agosto de 2010

Estás aquí...





Estás aquí ...
a mi lado
rompiendo la eternidad de los segundos,
buscando el paraíso perdido
que es nuestro, tan nuestro
cuando estás aquí.

 

Me miras fijo
sabes quien soy, lo sabes
cuando acaricias mi alma
con tus sonrisas
 que llenan
que tatúan
mi piel y mis sentidos.
 

Estás aquí...
hoy duerme el calendario
no hay ayer ni mañana
porque así
sin tiempos
sin medianías
ni reglas
ni espacios

así ...



estás tú en mi.
.
.
.
.
.