jueves, 28 de julio de 2011

Que no muera


Que no muera este día 
ni se una al polvo
de los que ya no sienten
ni ven, ni oyen.
Que no perezca al sonido
inquieto y aniquilante del odio.
Que no quede derrotado
ante la indiferencia
que invade y corrompe.
Que no muera
ni mueras tú, ellos,
nosotros.

Que no muera...


Que no muera la vida








lunes, 18 de julio de 2011

Despedida


Tengo que irme
ha pasado ya tu tiempo y mi tiempo
y el frío de tu silencio selló
 esta ineludible soledad.

 

Olvidaré tu olvido
y tal vez algún día
nos encontremos por la calle
y no reconocerás mis pasos
y yo pasaré de largo.



Dos desconocidos
quizá seremos cuando
la memoria haya perdido
los latidos de este amor.



Tengo que irme
hay tiempos que se cumplen
hay silencios necesarios
y es mejor. . .


decir adiós.




martes, 12 de julio de 2011

Metáforas



No traspases la languidez de este suspiro quieto

que inerte dejó ya de existir,

no busques en este sueño fragmentado

destellos de un “no” impaciente,

no añadas metáforas a mis lágrimas

ni trates de explicarlas...

sólo guarda de mi este silencio

y no preguntes más.



Sólo acompáñame y abrázame esta noche

 que no quiero un verso roto

donde no te encuentre,

que quiero quedarme así . . .


en la infinidad de tu pensamiento.
.
.
.
.
.
.

jueves, 7 de julio de 2011

Tus ojos




Me pierdo en el océano de tus ojos

ocaso donde muero,

  alba donde nazco,

espíritu viejo,

antigüedad de lustros,

de siglos y años.


Me pierdo en tus ojos,
 
ojos de gitano,

puerto nocturno,

faro embrujado.


Me pierdo contigo

ven…

piérdete en mis labios.








martes, 5 de julio de 2011

Besos


  Si me dejarás yo te daría mi sonrisa 
                impresa en papel carbón para que la copiarás 
                              en las estrellas insensibles que no te ven cuando huyes de todo. 

Si me escucharás te brindaría 
                cada palabra de un silencio imperecedero, tenue,
                                                                                  que te cale hasta los huesos. 



Si me mirarás sabrias que no sólo los labios besan . . .  también el alma.





viernes, 1 de julio de 2011

Angelito


"No quiero decir mi niño que no te veré más, 
que no escucharé tus pasitos corriendo por la casa, 
ni tu pelota tirada aunque
papá te indicaba el lugar para guardarla.


No quiero mi nene, no quiero, 
oír a lo lejos el timbre que anuncia 
que los demás niños saldrán ya de sus aulas 
y verme en ese lugar donde te deje hace unos horas 
sin saber que un error humano de mis brazos te arrancaba.
 

No quiero que llegue Navidad, ni el día de reyes… 
si sé que ya no jugarás como siempre, 
si en vano espero encontrarte corriendo feliz, 
sabiendo que no paso nada"



Las campanas de la iglesia llaman, hay mucha gente... llueve… llueve tanto y no puedo verte.



 No quiero despedirme de ti 

no quiero...

aún no era tiempo Ángel mío...

 
 
 
 
 
 
A la memoria de Angelito que por un lamentable descuido perdio la vida en la escuela de nuestra comunidad, pidiendo para sus padres mucha fuerza y luz.