miércoles, 30 de enero de 2013



Y si ya no digo que te extraño… 


¿te extrañaré menos acaso?

Mejor  guardo mi abecedario

mañana quizá las letras

me digan todo lo contrario.







6 comentarios:

Pedro Luis López Pérez (PL.LP) dijo...

Siempre hay que guardar esas Palabras, porque la añoranza es como esa marea que sube y baja y que, de momento, no podemos controlar.
Precioso Post.
Un abrazo y besos.

Lunna dijo...

Es el tiempo el que hace que las palabras vayan y vuelvan, como los recuerdos.

Tu abecedario siempre me fascina.

Besos.

Lunna.

Rosana Martí dijo...

La vida se vive y se siente diferente al otro día amiga mía, así que déjala que fluya.

Un beso y abrazo siempre envuelto en mi cariño y amistad.

Respirando entre palabras. dijo...

No decir no implica no sentir...
Si extrañas, dilo, gritalo, y sino enciérralo, aunque corras el riesgo que te mate lentamente la memoria.

Besitos preciosa!

Aquamarine dijo...

Como puede cambiar la manera de ver las cosas un nuevo sol o una nueva luna acompañada de estrellas, lo que hoy no parece conveniente quizás si lo parezca mañana o viceversa.

Tus letras (aunque hayas elegido pocas) y la imagen me han dejado una visión de finales inesperados y un pensamiento reflexivo Coeli!

Siempre un gusto leer tus letras tan llenas de sentimientos!

Un abrazo a través de todas las distancias querida poeta!

Hanna Xesco dijo...

Un buen juego de palabras para decir que lo extrañas...
Beso